Eslovenia se suma a Hungría y Polonia en el bloqueo del fondo de recuperación de la UE

Foto: AP / Czarek Sokolowski.

El Gobierno esloveno se ha sumado a las protestas de Budapest y Varsovia por la inclusión de un mecanismo de vigilancia sobre el Estado de derecho en el programa de recuperación que actualmente negocian los países de la Unión Europea (UE). Su preocupación yace en que la cláusula habilitaría a Bruselas a suspender el envío de financiamiento a aquellos países donde la ausencia de seguridad jurídica ponga en riesgo los recursos de la Unión.

Con el giro del primer ministro esloveno Janez Jansa se fortalece la oposición al proyecto. Paralelamente, con el rechazo por parte de Orbán y Jansa, la integridad del Partido Popular Europeo se ve socavada. Ambos líderes forman parte de la agrupación en el concierto europeo junto a la canciller alemana, Angela Merkel. La mandataria es una de las principales promotoras de la creación del fondo.

La amenaza de veto por parte de Viktor Orbán y Mateusz Morawiecki condujo a una crisis institucional en la UE en la medida en que el fondo de recuperación es parte integral del presupuesto 2021-2027. Bruselas y Berlín trabajan para alcanzar un consenso o encontrar una alternativa que permita sortear los vetos a fin de aprobar el presupuesto cuanto antes.

Mientras Hungría, Polonia y ahora Eslovenia exigen la remoción de la cuestión del Estado de derecho, países como Suecia y los Países Bajos defienden un control estricto de la seguridad jurídica. Los primeros aducen que el reglamento pactado entre Alemania y el Parlamento Europeo va en contra del marco presupuestario aceptado por los líderes europeos en julio pasado. Éste establece un presupuesto de 1.074 billones de euros y un fondo de recuperación de 750.000 millones.

Se espera que las negociaciones se extiendan durante lo que resta de noviembre y aún hasta los primeros días de diciembre. La cumbre que se celebra en el día de hoy para abordar cuestiones vinculadas a la pandemia de coronavirus, y que reunirá a los jefes de Estado y Gobierno de Europa por videoconferencia, probablemente se vea afectada por la discusión presupuestaria.

Más Noticias
Cargar más